Categoría: Tias y sobrinos



Me voy con la zorra de mi tía a un hostal

tia y sobrino follando

- Con mi tía siempre he tenido una relación fuera de lo normal, sabía que era bastante golfa, pero hasta que no cumplí la mayoría de edad no me di cuenta que esto era verdad… Ahora, todos los viernes quedamos en un hostal que hay en nuestra ciudad, para pasarnos toda la noche follando sin parar y sin ningún tipo de riesgo de poder ser vistos por mi tío.

Mi tía está muy orgullosa de sus nuevas tetas operadas

tias y sobrinos follando

- Soy vecino de mi tía y supongo que gracias a eso, nos llevamos muy bien. La semana pasada me llamó para que fuera a su casa, el motivo era para enseñarme sus nuevas tetas operadas… la verdad, es que me quedé flipando con sus enormes pechos y me puse tan cachondo, que no pude evitar entrarle hasta que sorprendentemente, acabamos teniendo un buen polvazo.

Por fin he podido follarme a mi joven sobrino

tías y sobrinos follando

- Se que mi sobrino tiene la manía de hacer la siesta desnudo y aprovechando que en casa estábamos solos, tenía que aprovechar la oportunidad para cumplir mi mayor deseo sexual, tener sexo salvaje con mi joven sobrino. Con mucho cuidado le quité la manta y comencé a chuparle la polla, pero cuando se dio cuenta y se despertó se enfadó bastante conmigo y se quería ir pitando, sólo hizo falta un poco de insistencia y una buena mamada para que me hiciera gozar con una intensa follada sobre el sofá.

Necesitaba sexo urgentemente

tias y sobrinos follando

- Llevaba muchos meses sin tener sexo y estaba que me subía por las paredes, necesitaba urgentemente una polla de verdad para mi sola, así que se me ocurrió pedirle ayuda a mi sobrino. Lo llame a su móvil para que viniera a casa a echarme una mano con el frigorífico, pero desde que entró por la puerta de casa, no puede evitar meterle mano y aunque al principio se resistía, conseguí convencerlo para que finalmente me desahogara con una buena follada.

Me aprovecho de mi sobrino todo lo que puedo

tias y sobrinos follando

- Desde que mi marido se fue con su secretaria cogí una depresión muy grande que me hizo engordar más de veinte kilos, desde entonces encontrar pareja ha sido muy difícil por no decir imposible. Menos mal que tengo un sobrino con unos gustos un tanto distintos a los chicos de su edad… a él le encanta follar y tener relaciones con mujeres muy gordas, así que semanalmente lo invito a comer a casa sólo para desahogarme con él follando como conejos.

Sexo a diario con mi sobrino en el gimnasio

tias y sobrinos follando

- Tengo un pequeño gimnasio en casa que hemos ido haciendo mi marido y yo con el paso de los años, mi sobrino que vive cerca de aquí viene todos los días a usarlo, ya que de esta manera se ahorra un dinero. Como es lógico, yo se lo dejo utilizar completamente gratis, lo único que le pido es que me folle como sólo el sabe hacerlo cuando termina sus ejercicios. Mi marido no sabe nada, y espero que sea así porque la verdad es que el pobre hombre no es capaz de follarme como lo hace mi joven sobrino.

Mi sobrino viene por las tardes a merendar

tías y sobrinos follando

- A pesar de que soy una mujer jubilada y con años de experiencia en todo, aún me sigue gustando el sexo como cuando era una adolescente, pero claro, mi marido ya no es el de antes y no es capaz de cumplir conmigo en la cama como cuando empezamos a salir… Por suerte, tengo a mi sobrino de vecino y desde que una tarde sin saber como ni porque acabó en mi cama donde follamos como auténtico animales, lo hemos cogido como costumbre y ahora todas las tardes se viene a merendar y a recibir su ración diaria de sexo.

Tengo una relación de sexo con mi joven sobrino

tías y sobrinos follando

- Soy una mujer muy fogosa y estoy todo el día pensando en sexo, de hecho, ahora tengo una medio relación con mi propio sobrino, y aunque los dos sabemos que lo nuestro nunca será serio, al menos nos lo pasamos en grande follando varias veces al día. Tengo a mi sobrino todo el día en casa, me ayuda con todo y encima me hace de lo más feliz follándome a diario en la cocina, en el salón, en el ascensor… no paramos!.

Pagina 1 de 3123